Premio DAC - Mejor Director argentino en competencia - Néstor Frenkel, por «Los ganadores»

Documental construido inteligentemente sobre la lógica del éxito. Siguiendo a los diferentes personajes que participan de entregas de premios amateur en el área de la cultura, Néstor Frenkel logra una película que formula con humor sensible preguntas sobre la verdadera naturaleza de la necesidad de reconocimiento. Los ganadores plantea un submundo poco conocido que funciona como metáfora de un universo exitista, en el que una estatuilla funciona como sola legitimación del talento.

¿Cómo surge la idea de tu documental?

El documental surge de mi amistad con Jorge Mario, el protagonista de Amateur -2011-. Él se comunicó conmigo para contarme que iba a venir a Buenos Aires a recibir un premio por su programa de radio. Lo acompañé a la ceremonia, la experiencia fue intensa, y empecé a entender algo de ese mundo y a hacerme algunas preguntas que me condujeron a hacer este documental.

En tu larga trayectoria en el documental, ¿Qué incorpora Los ganadores al corpus de tu obra?

No sabría decirte. No pienso en una "obra" ni en una continuidad. Sí sé que tengo una forma de trabajar y de acercarme a mis "objetos de estudio" que se va adaptando a cada situación.

La búsqueda del protagonista también forma parte de tu película y es una característica narrativa muy interesante. ¿Cómo trabajaste al momento del rodaje esta particularidad?

La película es honesta pero no es realista. Las cosas no sucedieron exactamente de la forma ni en el orden en que están contadas. Lo menos ajustado a la realidad es la línea narrativa de la búsqueda del protagonista, que es absolutamente construida con el montaje y la voz en off. Aproveché algunas situaciones y acentué otras para agregarle una cuota de suspenso y dar sensación de que la película se va construyendo mientras uno la ve.

Hay un punto justo en la observación que presenta este submundo tan particular y no emite opinión, las sensaciones van por cuenta del espectador. ¿Qué elementos tuviste en cuenta para lograrlo?

Es inevitable opinar en cada corte, en qué cosas uno elige dejar afuera de la película, en el orden en que se agrupa el material, en la música. Pero también creo que las películas más interesantes son las que no están tan convencidas ni intentan convencer, sino que le permiten a cada espectador recorrerlas y saborearlas desde su propio punto de vista. Lo que tengo en cuenta es que si uno es honesto, si profundiza en la mirada y el pensamiento, y el tema elegido para documentar es lo suficientemente rico, siempre aparecen más preguntas que respuestas.

Tu película presenta un humor sensible e inteligente, ¿Fue apareciendo en el proceso o fue una decisión desde el comienzo del documental? ¿Cómo lo trabajaste?

Gracias por tus palabras, me alegra que se perciba así. Desde ya que pongo todo lo que pueda tener de sensibilidad e inteligencia en juego para hacer un documental, y lo del humor es una constante en mi trabajo y en mi vida. Es la forma que tengo para acercarme a las cosas, y también para alejarme un poco.

A. S.

NEWSLETTER

Recibe todas las noticias del festival